Parque Nacional Campo de Los Alisos

Si de descubrir la selva y el bosque se trata, una visita al Parque Nacional Campo de Los Alisos es tarea obligada para el turista. Sobre la ladera oriental de los Cerros Nevados del Aconquija, el parque se extiende desde los 847 a los 5.200 metros sobre el nivel del mar y ocupa una superficie aproximada de 10.000 hectáreas.
Se creó en 1995 para proteger a un sector representativo de la selva y el bosque montanos y es el único Parque Nacional con ruinas de una ciudadela, tambo y camino inca en su interior.
La zona alta del parque nacional se caracteriza por un clima frío y con nieves permanentes.
Quien lo visite podrá apreciar el laurel, el nogal o el horco molle y decenas de especies de aves, además de mamíferos como el guanaco y el puma.

Ubicación