Observatorio Astronómico de Ampimpa

En la entrada del Observatorio, hay un cartel que dice “Una ventana al universo”. Nada más cierto. Se puede ver el sol o la luna como si estuvieran muy cerquita gracias a un telescopio que refleja la imagen en una pantalla blanca. Pese a que el popular observatorio Astronómico de Ampimpa puede ser visitado por grandes y chicos, es una oportunidad única para que los niños conozcan y aprendan acerca de la astronomía. Y qué mejor que hacerlo en un lugar rodeado de cerros y montañas que hacen más atractiva aún la visita. El 80 por ciento de las tareas del Observatorio está dedicada a la actividad educativa; hay numerosos profesionales que enseñan a los pequeños decenas de curiosidades del sistema solar y lunar. Se hacen visitas guiadas. Sin duda, una experiencia inolvidable.

Ubicación